Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Contribuyentes

lunes, 29 de marzo de 2010

AL ESPEJO


¿Por qué persistes, incesante espejo?
¿Por qué duplicas, misterioso hermano,
el movimiento de mi mano?
¿Por qué en la sombra el súbito reflejo?

Eres el otro yo de que habla el griego
y acechas desde siempre. En la tersura
del agua incierta o del cristal que dura
me buscas y es inútil estar ciego.

El hecho de no verte y de saberte
te agrega horror, cosa de magia que osas
multiplicar la cifra de las cosas

que somos y que abarcan nuestra suerte.
Cuando esté muerto, copiarás a otro
y luego a otro, a otro, a otro, a otro…

Jorge Luis Borges

4 comentarios:

G. dijo...

Borgiano? Pensar en el Monasterio y ese infinito espejo, le diste tu sello, eso lo hace nuevo.

G.

LLop dijo...

Es que es imperecedero y eso lo hace siempre nuevo.

Un beso G.

petitapetitesa dijo...

¿En qué espejo te miraste?...jajaja…

No eres el mismo, estas…diferente….distinto….

¿Donde estuviste? Para ir yo, claro…jajaja…

Antes siempre estabas….a la defensiva, como hacia dentro, y ahora….jajaja…

¿Entraste en el espejo?

¿EL de Alicia?

¿Qué había al otro lado?

Un beso y otro al conejo blanco.

LLop dijo...

¿Tu crees Petitesa? No lo tengo muy claro pero si tu lo dices, por lo menos espero que el cambio sea para mejor.

Un beso